sábado, 13 de febrero de 2010

Fic para Danlin: Capitulos 5, 6, 7 y 8...

Hola!!!
Buen, aqui les dejo varios capitulos del Fic para Danlin, que ella misma ha titulado, "Melodía".
Como verán en el cap 8, termina la historia, asi se la regalé a Danlin para su cumpleaños...
Pero a pedido suyo, la seguiré...

Espero les guste...



Capítulo 5

Contuve la respiración mientras al pie de un árbol, el extraño muchacho me miraba sonriente. Rozando la yema de sus dedos con la corteza del árbol, el joven dijo algo en algún idioma desconocido.

Y de la nada misma, el susurro del viento fue todo lo que pude oír, mientras que delante nuestro toda una ciudad se habría paso.

Los habitantes de ese lugar eran como el chico que me acompañaba. De rostros perfectos y físicos ideales. Sus cabellos presentaban distintas gamas de colores... Dorados, azules y verdes esmeraldas, y plateados como los del muchacho que oficiaba como mi guía...

Varios se detuvieron a mirarme, pero en general, todos seguían con sus actividades mientras pasábamos a su lado.

Avanzábamos despacio por mi culpa... Me detenía a cada momento a observar el paisaje...

Nunca podría describir fielmente aquel sitio... Sus colores vivos, fuxia, violeta, turquesa, verde jade, naranja y rojo furiosos... De forma increíble, logrando una perfecta armonía, cada árbol, planta, y animal, incluso las casas, todo brillaba con hermosos colores armoniosamente relacionados... Un cuadro pintado por el mejor artista... Un cuadro vivo...

Las casas parecían pequeñas cabañas, confeccionadas con maderas de tonos rojizos y piedras blancas o de color ocre...

El muchacho tomó mi mano una vez más y me condujo a una casa que estaba al final del camino principal... Parecía más antigua que las demás y, de alguna extraña forma, más hogareña, más confortable...

Enormes ventanales permitían que grandes cantidades de luz ingresara a la cabaña. Allí donde no había luz natural, pequeños candelabros alejaban la oscuridad.

-¡Haziel!- dijo el chico emocionado cuando otro muchacho se acercó a nosotros en medio de la sala donde estábamos.

-Hola...- saludó el aludido- Nilnad, en horabuena...
Me miró sonriendo y haciendo una reverencia continuó hablando:
-Damisela, mi nombre es Haziel... Bienvenida a nuestro humilde pueblo... Raras veces los humanos vienen aquí... Pocos son los que escuchan nuestro canto...

Di un paso atrás y miré a todos lados, asustada... ¿Qué era todo esto? ¿Cómo que pocos humanos venían aquí? ¿Qué era este lugar?

Haziel sonrió y susurró:
-Acompáñenme, por favor... Hay un lugar más cómodo donde podremos hablar tranquilamente...
Y comenzó a caminar ágilmente.


Capítulo 6


Haziel nos condujo hasta un enorme jardín. Allí, grandes rocas servían de asiento...

Haziel se sentó y yo le imité, ubicándomé en una piedra frente a él. El muchacho que me acompañaba, se sentó a mi lado.

En ningún momento había apartado su mirada de mi...
Hermosos ojos plateados que no dejaban de observarme...
Estrellas de luz que me tenían como blanco...
Era hermoso, sin duda... Pero su locura al llamarme "amor" y la forma en que me miraba me incomodaba bastante.

-Supongo que quieres escuchar alguna explicación...- dijo Haziel, sacándome de mis pensamientos.

Parpadeé un par de veces, mientras pensaba qué preguntar y cómo hacerlo sin faltarles el respeto...

-Bueno... Me llamo Danlin...- el chico a mi lado suspiró, sonriendo. Hice de cuenta que no vi ni escuché nada y seguí hablando:
-vine con mi familia de vacaciones y durante la noche escuché una melodía muy dulce, que no me dejó dormir... Hoy volví a escucharla y sentí la necesidad de buscar su fuente de origen... Llegué a pleno bosque, me encontré con este chico y ahora él dice que soy el amor de su vida, su alma gemela...

-Y así lo es...- repuso Haziel.
Lo miré con pánico en los ojos y miré también al muchacho que había generado todo esto... Vale, estaban los dos bien chiflados...

-La cuestión es esta: nosotros no somos como los humanos. Encontramos a nuestras parejas a nuestra propia manera...- explicó Haziel- Somos Minoreans... Nuestra especie existe desde mucho antes que los humanos... Y estamos reflejados en muchas leyendas y relatos... Sólo que nos llaman Elfos...

Mis ojos se habrían más y más... Esto no podía estar pasando... No, no...
Talvez estaba soñando... Sí, seguramente estaba soñando...

-No, no es un sueño...- dijo Haziel, sonriendo- Es sencillo para nosotros oír los pensamientos de los demás seres vivos... Los de los humanos son difíciles... Pero tu pensar es tan fuerte, tan claro, que puedo escucharlo claramente... Por favor... Escúchame, atiende a mis palabras. Si luego quieres irte, eres libre de hacerlo...

-Está... Está bien...- tartamudeé.

El chico que estaba a mi lado sonrió, y Haziel prosiguió con su explicación:
-Nosotros encontramos el amor cantando. Y nuestro canto sólo puede escucharlo nuestra alma gemela. No sólo entre Minoreans nos escuchamos. Los humanos también pueden oír el llamado. Como tú... Y claro, en cuanto vemos a nuestra alma gemela, nos enamoramos con sólo verle... Y estamos destinados a pasar toda la vida juntos...

-¡No!- grité- Yo no me enamoré, ni pienso estar con él toda la vida. No me interesa tener novio. Quiero terminar la secundaria, estudiar una carrera en la universidad... Quiero vivir y no pienso atarme aún a ningún novio. Ni siquiera sé su nombre...- dije al borde de la histeria.

-Nilnad... Así me llamo... Nilnad...- dijo el muchacho, con expresión de dolor en la mirada.

-Ésto es extraño... Nunca ocurrió que alguien responda como tú- dijo Haziel, pensativo.

-No me importa. No quiero novio. No siento nada por ti, Nilnad, nada- bufé.
Nilnad cerró los ojos en un gesto que casi me parte el alma. Pero aún así me mantuve firme. Yo no quería tener novio... No pensaba atarme al amor de nadie. Ya había planeado lo que deseaba para mi futuro...

-Bien. Te dije que eres libre de hacerlo... Pero ya ha despertado la mañana y para regresar con los tuyos, deberás esperar hasta el anochecer... Por ahora, puedes pasear por nuestro pueblo. Nilnad será tu guía y él te acompañará de vuelta a tu mundo. Sientete como en tú casa...- dijo Haziel y con otra reverencia, se marchó...

Giré mi rostro hacia Nilnad. Él estaba observando el cielo que se estaba pintando de un hermoso color rosa... La aurora se extendía en el cielo...

-Si quieres, puedo mostrarte un lugar hermoso, donde me gusta ir cuando estoy aburrido...- dijo Nilnad, sin apartar la vista del cielo.

-Claro...- dije, ¿qué más iba a hacer? Todo era muy extraño aquí. Y no quería lastimarle más de lo que lo había hecho.

Nilnad comenzó a caminar y yo le seguí, curiosa...
Capitulo 7

Nilnad POV
Danlin no me quería… dolía entenderlo, creerlo posible…
Tantos años esperando y al llegar, no me aceptaba… esto era terrible…
Pero no me desanimé… al menos, tenia todo un día con ella… mejor disfrutarlo…
Las horas transcurrieron demasiado rápido para mi gusto…
Paseamos, escalamos cerros, nos divertimos mirando correr a los caballos salvajes de la zona, y también me maravillé al ver la mirada iluminada de Danlin al ver nacer una mariposa de alas color turquesa y verde…
Todo en ella era hermoso… cada minuto, cada instante a su lado, me encantaba… y a cada momento, le amaba más… lo doloroso era entender que ella no sentía lo mismo…
“Tonto, tonto” me regañaba, cada vez que sonreía observándola…
La vida me había permitirlo conocerle… pero ella no quería estar cerca mío de la forma en que yo deseaba…
Ya al caer la tarde, acompañé a Danlin de regreso a donde sus padres debían de estar esperándola…
-Gracias…- dijo, sonriendo- He pasado un día hermoso… realmente lamento no corresponderte de la forma en que deseas…
Sonreí, pero nada dije.
-Tienes tiempo, ya verás, encontrarás a alguien a quien amar que te amara con igual intensidad…- agregó, mirándome fijamente.
-Sí, lo sé… tengo 170 años… sé bien de lo que es capaz el tiempo…- repuse, en susurros.
Ella me miró ahora sorprendida.
-No envejecemos hasta no encontrar a nuestra alma gemela… he esperado mucho… pero acepto si no sientes nada por mi…- expliqué.
Danlin sonrío levemente.
-Me has regalado un día hermoso… no lo merezco…- susurró.
Negué con la cabeza…
Cerré los ojos y comencé a recitar un poema de Mario Benedetti:
-Mi táctica es mirarte, aprender como sos, quererte como sos.
Mi táctica es hablarte y escucharte, construir con palabras un puente indestructible…
Mi táctica es quedarme en tu recuerdo, no sé cómo ni sé con qué pretexto
pero quedarme en vos

Mi táctica es ser franco y saber que sos franca y que no nos vendamos
simulacros, para que entre los dos no haya telón ni abismos…
Mi estrategia es en cambio más profunda y más simple…
Mi estrategia es que un día cualquiera no sé cómo, ni sé con qué pretexto,
por fin me necesites…

Sonreí y nada más dije, hasta llegar cerca del camping donde los padres de Danlin pasaban sus vacaciones…
Danlin tampoco habló, sumergida en sus pensamientos…
Hubiera dado todo por saber que pensaba… pero no quería importunar leyendo sus pensamientos… talvez vería algo que no me agradaría… o me causaría mas dolor todavía..
-Bueno... aquí es… suerte... cuídate mucho, si?- dije, sonriendo.
Danlin asintió…
-Ahora, volverás a tu mundo y mi mundo, el mundo Minorean, quedará atrás…- agregué y con un chasquido de dedos, Danlin cayó dormida en mis brazos…
Entré a la carpa donde descansaba su hermana pequeña y sin hacer ruido, dejé a Danlin en su bolsa de dormir…
La miré por última vez y me fui, guardándome todo el dolor y tristeza por la separación…

Capitulo 8

Hoy comienzan las clases de nuevo…
Las vacaciones no resultaron tan malas… después del extraño sueño que tuve… realmente llegué a pensar que me había alejado de mi familia durante todo un día y que había estado en otro lugar, con extraño seres hermosos…
A mi madre y hermana les tomó tiempo y llanto demostrarme que solo eran suposiciones mías… todo había sido un sueño…
Y aquí estamos… comenzando de nuevo las clases…
Me senté en mi lugar de siempre… varios chicos habían cambiado de cursos, la silla de al lado mío estaba vacía…
-Alumnos… por favor…- llamó al orden el profesor Greene.
Levanté la mirada… y me encontré con el profesor y un alumno nuevo.
-Alumnos, den la bienvenida a Nilnad… Viene del extranjero y comenzará a cursar con ustedes aquí…
-Hola, Nilnad…- dijimos todos al unísono.
No podía quitar la mirada de encima del chico…
Era… era idéntico al de mi sueño… hasta el nombre coincidía…
Pero solo había sido un sueño… el muchacho de mi sueño tenia los cabellos plateados, este era de cabellos oscuros… los ojos del chico de mis sueños eran también plateados… los de mi nuevo compañero eran grises… pero mas allá de eso, sus rasgos eran tan hermosos… perfectos, idénticos al joven de mis sueños….
Era todo muy raro…
Y para peor… de pronto… sentí añoranza… melancolía por Nilnad, el Nilnad de mis sueños… era tan dulce, había sido tan bueno conmigo… Y yo no le había correspondido… es que no podía… no quería atarme a un novio… menos, verle como mi alma gemela… pero le extrañaba y sentía que de alguna forma, le necesitaba…
El alumno nuevo caminó entre las mesas y se sentó en el banco que estaba vacío, junto a mí…
Desvié la mirada hacia el docente…
-Mi estrategia es que un día cualquiera, no sé cómo, ni sé con qué pretexto, por fin me necesites…- susurró una voz que me resultaba muy familiar…
Giré mi rostro y observe de donde procedía…
Nilnad me sonreía encantadoramente…
Sonreí y regresé mi mirada al profesor… tenía tiempo de sobra para conocer a Nilnad y comparar qué tanto se parecía al de mi sueños…
Después de todo… dije que no quería novio… pero, amigos podía tener.. ¿o no?
Un amigo que había logrado que lo extrañe y necesite de una forma que ni yo podía explicar…

4 comentarios :

Erzengel dijo...

Espero estos caps les gusten...

Comenten que les parcio el cap 8...

Danlin, hermanita... la semana proxima tendras el primer cap de la continuacion...

Besotes!!!!

j3ec dijo...

^^ yo tambien quiero ese cap! me encanta nilnad (baba xd)
es simplemente estupendo!!!*
bss!

~D@nL!n~ dijo...

Si!!! por fin! se acerca el gran momento!!! ya me estoy muriendo de intriga! plis! sube rapid! no puedo esperar!!! XD


De Danlin, TKM!

MAP!

Gracias por cumplir mi peticion...

Gise dijo...

¡Hola! ¿como estás? Bueno, ya sé lo he dicho, pero quede ENCANTADA (con letras mayusculas), además, además (lo siento, la emoción), has citado mi frase favorita de Mario Benedetti, la primera vez que la lei la ame, y aun hoy lo sigo haciendo, es que sencillamente define tan bien lo que siento :). ¡Gracias! Me fascina la historia, y continuare leyendo.
Adiós, y te cuidas muchisimo.